¿Empezaste a ahorrar? Podría ser hora de empezar a Invertir

¿Empezaste a ahorrar? ¿Tomaste la importante decisión de ajustar tus patrones de gasto y empezar a acumular poco a poco para algún objetivo futuro? ¡Felicitaciones! Ya diste el primer paso; ese que para muchos resulta ser el más complicado. De aquí en adelante todo es cuestión de tomar las decisiones correctas con respecto a la mejor manera de administrar ese dinero y hacer que se multiplique. Y aunque acumular dinero en una cuenta de ahorros es un excelente primer paso, no es suficiente para alcanzar el éxito financiero. Una persona que ya haya decidido iniciar su camino hacia  la independencia financiera y que haya dado este primer paso con éxito, tendrá que migrar de un modelo de ahorro puro a uno de ahorro–inversión. Es decir, tendrá que migrar de tener solamente productos de ahorro … [Leer más...]

Diversificación – una estrategia de protección

¿Qué es la diversificación? En el mundo de las finanzas personales, diversificar significa distribuir el patrimonio entre distintos activos. Es una estrategia clave en el proceso de protección del patrimonio, que muchas veces es pasada por alto por los inversionistas. En realidad, diversificación es un concepto bastante sencillo y directo que podemos aplicar de manera rápida a nuestras finanzas y que podría mejorar nuestras posibilidades de un futuro próspero. Además, es el remedio perfecto ante esa frase célebre que dice: No pongas todos los huevos en la misma canasta. Al igual que con el Fondo de Emergencia, la diversificación constituye una importante herramienta de previsión y es una de las muchas estrategias que nos permite tener finanzas ordenadas y protegidas. Es una manera de … [Leer más...]

¿Empezaste a ahorrar? Infórmate sobre los Fondos Mutuos

Un gran logro para muchos de nosotros es ese momento en el que empezamos a acumular ahorros. Ese primer aporte nos brinda una gran sensación de éxito y puede significar  el inicio del camino a la libertad financiera, siempre y cuando ahorrar se convierta en un hábito. Dependiendo de una serie de factores, podremos extender ese primer aporte a una conducta regular y una consecuente cultura de ahorro o tendremos un comportamiento errático en este sentido. Como hemos visto en artículos previos, tener objetivos claros y específicos puede ser un factor motivador para seguir acumulando. De la misma manera, un presupuesto claro de ingresos y gastos que contemple un aporte periódico al ahorro podría darle ese papel protagónico necesario para que hagamos los depósitos ordenadamente. Pero … [Leer más...]